Review: Heineken

por Skinner

Skinner comenta:

“La heineken de siempre: ligera, de color amarillo pálido, con mucho gas y muy poquito sabor. Otra lager/pilsner más, que sirve como refresco si se toma muy fría. Pero ni se te ocurra dejarla templar, o tendrás problemas para apurar el trago. Algunas veces al tomarla tiene un gusto extraño (hay quien lo describe como “huevos podridos”) y me cuesta terminar el vaso; en este sentido he tenido mejores experiencias con la versión de barril que con las botellas y latas. Recomendada para quienes les guste beber la cerveza directamente de la botella.”
Valoración: 1+

SSergio comenta:

” Horrorosa, de lo peor que se puede encontrar en los bares, curiosamente es lo que más se encuentra por alguna razón que escapa completamente a mi entender. Se pudre fácilmente, a todos los que toméis “esto” (insensatos) oled antes de beber, toma fácilmente un hedor putrefacto, aunque curiosamente el sabor de “esto” podrido y el normal es casi indistinguible. Se pudre tanto en barril como en botella, indiferentemente. Repugnante. Piensa en verde, NO TOMES ESTO.”
Valoración: 0-

Asier comenta:

“Básicamente, se trata de un ejemplar más de la típica lager rubia con sabor a típica cerveza como hay cientos por todos los lados. Es más cara porque tiene más publicidad. Esta es una versión de sabor ligeramente más fuerte que la media, lo cual ni siquiera es bueno (amplifica un sabor más bien desagradable). Como comentario positivo, decir que la botella en sí es excelente, muy resistente al golpe y a la presión, se podría decir que vale más que la cerveza. Ojo además con la caña Heineken: me ha pasado 5 ó 6 veces que una caña huela a sulfhídrico (esto es, a huevos podridos) y SIEMPRE ha resultado ser Heineken. Curiosamente, su sabor resultaba no alterarse mucho, lo que no dice demasiado de ella…

Otro comentario positivo, para los no cerveceros: es posible que pienses que no te gusta la cerveza, precisamente porque sólo encuentras Heinekens y lagers en general (o Guiness) . Puesto que todas las de ese estilo vienen a ser practicamente iguales, y sólo varía si son más suaves o más fuertes, mucha gente tiende a pensar que son todas así y al final acaba acostumbrándose o bebiendo otras cosas. ¡Pero existe universo cervecil más allá de las cervezas de lata!”

Valoración: 1+